Entrevista a Héctor Sánchez

“Probablemente no volvamos a ver barras de pintxos repletas de bandejas a la vista y expuestas”

 

Ser presidente de la Asociación de Hostelería de Bizkaia en medio de una crisis como la del coronavirus Covid 19 supone un cúmulo de tareas, responsabilidades, incertidumbres y decisiones solo aptas para gente curtida. Héctor Sánchez sabe lo que es pelear por lo suyo y por los demás. El sector al que representa es complicado, diverso y muy numeroso en el territorio de Bizkaia. Desde su asociación procuran aclarar todo tipo de dudas que, en estos tiempos de confinamiento y desescalada, son más que abundantes. Algunos locales no levantarán ya la persiana y otros lo harán con el miedo en el cuerpo, y no sólo por el virus. Pero la mayoría intentará mantener a flote sus naves, los puestos de trabajo y sus proyectos de vida. No queda otra que capear el temporal, sobreponerse y tratar de aprovechar de la mejor manera posible las oportunidades para llegar a buen puerto. La entrevista se realizó en la mañana del día en el se aprobó la prórroga del estado de alarma.

Andas a tope, ¿no?

Es una pequeña locura. Es lo que hay. La gente está muy desorientada, con muchas incertidumbres y dudas… y quiere apoyo. Entre eso y las conversaciones con instituciones…

 

¿Cómo has visto la primera apertura con la fase 0?

A algunos de los que han apostado por la comida para llevar les ha podido servir. Todo suma, pero son una minoría. No toda la tipología de la hostelería se amolda a ese tipo de requisitos y servicios. No todo el que ha podido hacerlo se ha decido. Aunque existe la posibilidad de rescatar el ERTE de forma parcial, pero no se sabe si luego se puede volver si no te va bien. Hay que ser cautos. Si te cambian las reglas a mitad de partida te puedes encontrar con sorpresas desagradables. Muchas personas se han retenido. Además, hay que cumplir unos requisitos legales, tener una autorización de sanidad, para tener servicio para llevar o el envío a domicilio, que no es difícil de tramitar, pero …

 

¿Ha habido avances con el asunto del ERTE en los próximos días?

Se sigue negociando entre el gobierno y la patronal empresarial. Estamos presionando a tope para que se entienda la problemática del sector. Los ERTEs tienen que permanecer y se tienen que autorizar el tiempo necesario para que una empresa, cuando haya una normalidad suficiente, sea rentable económicamente. Con la prórroga del estado de alarma espero que hasta el 24 o 25 de mayo seguirán en vigor. Pero creo que la hostelería, como el turismo, no puede depender del estado de alarma. Debe tener unos ERTEs con unos plazos más largos. Puedes rescatar lo que quieras. Es un tema económico, evidentemente.

 

¿Habrá una apertura masiva el próximo lunes 11 de mayo?

Yo creo que no. No me salen los números. Cada establecimiento tiene una filosofía, una forma de funcionar, una posición diferente… Mi percepción es que muchos no van a poder abrir el 11 de mayo. De entrada, el que no tenga terraza no puede abrir. El que la tiene deberá ver si le salen los números con el 50% de la terraza y la distancia de dos metros, que puede provocar que ese porcentaje sea menor. No se ha podido hacer formación a los trabajadores para prever e informarse de las medidas higiénico-sanitarias que hay que seguir. Hay que proveerse de EPIs (equipos de protección individual), que en algunos casos no es sencillo hacerlo. Hay muchas incógnitas por resolver y a mí me parece precipitado. Pero entiendo también que abra aquel hostelero que esté en situación desesperada y quiera buscar una alternativa para poder tener algún mayor ingreso. Algunos tienen unos ingresos mínimos, y unos gastos importantes como las rentas, suministros…

 

¿Cuántos locales están asociados?

La Asociación de Hostelería de Bizkaia tiene 1.500 socios, que suponen más del 65% de la facturación de los 7.200 locales de Bizkaia.

 

¿Cuántos calculas que abrirán la próxima semana?

Yo creo que muchos no van a poder abrir. Pero… no se sabe.

 

¿Cuándo se lanzarán?

En la siguiente fase que comienza el 25 de mayo, cuando ya se permite un mayor porcentaje de uso del interior de los locales, sumado a la parte de fuera de las terrazas proporcionará un mayor margen de maniobra. Será una fecha más acorde, con más tiempo de preparación pausada y organizada. Habrá que ver cómo va la situación sanitaria.

 

¿En general, cuándo llegará la “nueva normalidad” para la hostelería?

Tendremos que tratar que sea cuanto antes, cumpliendo las medidas, con precaución, siendo cuidadosos en los procesos y en el trato con las personas. Son una forma de identidad de nuestro pueblo. Las relaciones sociales y la hostelería están muy unidas y muy dentro de nosotros. Por falta de ganas no será.

 

¿Crees que habrá cambios en los hábitos?

Con esta pandemia, que ha golpeado de una manera impensable, no va a ser igual que antes, en general. No será lo mismo. Se van a cambiar los hábitos y las formas de funcionar, pero espero que no impida que sigamos disfrutando de la hostelería como lo veníamos haciendo hasta ahora.

 

¿Hacia dónde crees que evolucionará la hostelería?

Las cosas se estaban haciendo bien. Este virus no lo ha causado la hostelería. Los locales hosteleros tenían unos controles sanitarios muy estrictos, y lo demuestra que apenas hay problemas de intoxicaciones provocados por establecimientos hosteleros. Es verdad que habría cosas que mejorar. Quizás el tema de tapar los pintxos no se hacía del todo bien. Probablemente no volvamos a ver esas barras de pintxos con un montón de bandejas y productos a la vista y expuestos. Pero quiero defender la labor y el trabajo que se venía haciendo.

 

Me vienen a la vista barras rebosantes de pintxos de muchísima calidad, con mucha rotación, pero al aire libre

Creo que se va a volver a ver. Los hosteleros serán conscientes de que eso es difícil… hay una norma, que se puede valorar, pero que hay que cumplirla. Y más después de lo que ha pasado.

 

Unos consejos para camareros y clientes

Es una responsabilidad social. Espero que seamos capaces de transmitir las medidas de precaución que hay que adoptar: servir, mascarillas, geles, limpieza…. Es un tema de todos, que tenemos que poner de nuestra parte para que las cosas salgan bien porque nos va en ello mucho.

 

¿Habrá Aste Nagusia?

Le corresponde al ayuntamiento, pero parece complicado que se mantengan las fiestas de Bilbao como las hemos vivido los últimos años. No sé si podrá hacer algo alternativo, de otra manera.

 

De todas las crisis, dentro de lo malo, siempre se saca algo positivo. ¿Cuál crees que puede ser el avance?

De esta crisis no se puede sacar nada positivo. El impacto en los negocios va ser de tal magnitud, aunque aprendamos a tener mayor cuidado con determinadas acciones, que… En la anterior crisis muchos lo pasaron muy mal, pero los locales estaban abiertos y se podía facturar. Pero esto es algo tan excepcional, con facturación cero… Espero que no vuelva a ocurrir; pero que si vuelve a ocurrir nos coja más preparados.

 

Algún local ha lanzado bonos de futuros menús

Son formas de negocios. Va a haber bonos institucionales para consumo en hostelería.

Es una iniciativa a aplaudir si alguien lo hace de forma particular. En estas situaciones de crisis es importante estrujarse bien la cabeza y buscar salidas, soluciones, tener flexibilidad para adaptarse a las nuevas circunstancias. Todo suma.

 

Por último, ¿cómo se podría hacer política de cantera para que los jóvenes se acerquen a los bares?

Está dentro de nuestro ADN disfrutar de la hostelería. Habrá que adaptarse a las nuevas circunstancias. El ocio nocturno también tendrá que hacer su trabajo. El trabajo de cantera está hecho y seguro que los jóvenes apuestan por la hostelería, como lo hicimos nosotros.

 

Arturo Trueba

Etiquetas: , , , , , , , ,



Comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *